martes, 16 de agosto de 2011

AMOR MIO, SI MUERO Y TU NO MUERES


Amor mío, si muero y tú no mueres,
No demos al dolor más territorio:
Amor mío, si mueres y no muero,
No hay extensión como la que vivimos.

Polvo en el trigo, arena en las arenas
El tiempo, el agua errante, el viento vago
Nos llevó como grano navegante.
Pudimos no encontrarnos en el tiempo.

Esta pradera en que nos encontramos,
Oh, pequeño infinito, devolvemos.
Pero este amor, amor, no ha terminado,

Y así como no tuvo nacimiento
No tiene muerte, es como un largo río,
Sólo cambia de tierras y de labios.

1 comentario:

Mª Jesús Verdú Sacases dijo...

Pablo Neruda es uno de mis favoritos. Sus 20 poemas de amor y una canción desesperada siempre están cerca de mí pues son un bálsamo para mi alma.

Gracias por transcribir la obra de tan ilustre poeta, ese poeta que desde niña al leerlo, me enseñó que mostrar la belleza de la poesía es tarea de todos.

Te dejo un cariñoso saludo, mi niña y te doy un fuerte abrazo. Eres un cielo de persona. Ya sabes que te aprecio muchísimo y que te llevo en el corazón